Eugenia de Montijo (1826-1920)

          En un ambiente familiar liberal y afrancesado, aunque domésticamente no muy bien avenidos sus progenitores, María Eugenia nacía en Granada el 5 de mayo de 1826, y era hija menor del apacible y de sencillos hábitos Cipriano de Palafox-Portocarrero, conde de Montijo (por fallecimiento de su hermano mayor) y de Teba (1776-1839), grande de España que había servido a José I, y de la pródiga María Manuela Kirkpatrick de Closemburn (1794-1879), malagueña descendiente de familia escocesa católica, atiborrada la mente de brillos y grandezas. Sigue leyendo